La evolución de la Innovación empresarial de los últimos años se podría resumir en que el trabajo con el PRODUCTO es el eje que vertebra la innovación en muchas de las regiones de España, pues continua teniendo el mismo peso en el conjunto de las prácticas innovadoras que ya se realizan y además esta orientando la demanda de más prácticas en este ámbito.

Pero el desarrollo de las PALANCAS DE VENTA (marketing, gestión clientes, comercialización) es el camino más emergente de innovaciones para facilitar y consolidar el éxito del producto en el mercado.

Es cierto que el tamaño de las compañías determina las demandas de innovación. El desarrollo de nuevos productos/servicios es lo más relevante, sin embargo existen otras muchas diferencias por tamaño de empresa.

Cuanto más pequeña es la empresa, en mayor medida se está demandando la profesionalización en otras áreas estratégicas de la empresa.

Y cuanto más  dimensionada esta la empresa, más  significativa es la demanda de innovación en gestión y la de empleados procesos.

Está claro que los programas de innovación de los que tanto se habla, deberán aplicar programas a la medida de la dimensión de las Pymes. No todo el mundo puede internacionalizar, ni tener “departamentos” de I+D. El objetivo es avanzar en innovación en todos los elementos del ecosistema con lógica y en relación al tamaño de empresa.